Proyecto piloto de Volkswagen recicla baterías de coches eléctricos

Salzgitter (Alemania), 29 ene (dpa) – La automotriz Volkswagen inició hoy un proyecto piloto para reciclar baterías de coches eléctricos en el norte de Alemania, en una planta donde está creando un centro de producción de baterías junto con su socio sueco Northvolt.

El fabricante alemán de vehículos ha probado los procesos durante algún tiempo. Ahora comenzó con la recuperación de materiales de baterías de alto voltaje y espera reciclar en una primera fase hasta 1.500 toneladas anuales.

“Más adelante, el sistema puede ampliarse a cantidades mayore mediante procesos optimizados”, indicó la automotriz mediante un comunicado.

Thomas Schmall, responsable de tecnología y componentes en la junta directiva de Volkswagen, detalló que se trata de lograr un circuito cerrado de materiales reciclables: “Tenemos que estar en condiciones de reincorporar las materias primas costosas y en parte difíciles de obtener”.

En concreto, se trata de elementos tales como el litio, níquel, cobalto, manganeso y aluminio, pero también de componentes sintéticos.

Volkswagen espera lograr a largo plazo una tasa de reciclaje superior al 90 por ciento. Al mismo tiempo, pretende ahorrar emisiones de dióxido de carbono (CO2) en la fabricación y el transporte, pasos que de otro modo serían necesarios para procesar nuevas materias primas.

En primer lugar, en la planta piloto se comprueba si los materiales de las baterías usadas pueden ser aprovechados para almacenar energía mediante otros sistemas, por ejemplo en estaciones de carga rápida. Si esto no es posible, comienza el proceso de reciclaje real de varias etapas.

Frank Blome, jefe del área de células y sistemas para baterías, explicó: “De este modo, las materias primas valiosas pueden volver a ser usadas en vehículos nuevos”. Añadió que el concepto es “bastante rentable, ya que existe demanda en el mercado”.

Agregó que hasta ahora han sido vendidas unas 30 toneladas de material recuperado para la producción de nuevos electrodos de baterías.

Schmall acotó que si la demanda de coches eléctricos repunta con fuerza en los próximos años tal como se espera, Volkswagen podría planificar la construcción de amplias instalaciones de reciclaje a partir de 2025-26, también en Salzgitter.

Según Andreas Salewsky, jefe de la planta en esa ciudad de Baja Sajonia, en el proyecto se han invertido hasta ahora unos seis millones de euros (7,3 millones de dólares) y se dieron cursos de reciclaje a varios empleados provenientes del área de la producción de motores.

Los materiales recuperados siguen procediendo principalmente de las baterías de coches de prueba de Volkswagen. La aceptación de materiales de otros fabricantes dependerá de la evolución del mercado. Volkswagen ya coopera en los procesos de reciclaje con otros socios, entre ellos el gigante químico BASF.