Flick elogia la “sensacional mentalidad” del Bayern

Foto: Adam Pretty/Getty Images Europe/Pool/dpa

Múnich, 16 feb (dpa) – El técnico del Bayern Múnich, Hansi Flick, elogió a su equipo tras una noche loca, en la que un enérgico Arminia Bielefeld le plantó cara y gracias a su “sensacional mentalidad” acabó consiguiendo un empate 3-3 cuando todo parecía perdido en la noche del lunes.

Flick se centró en lo positivo del resultado, tras ir perdiendo en diferentes tramos del partido por 2-0 y 3-1 ante un firme candidato al descenso, un desliz consecuencia del viaje a Catar, donde el Bayern consiguió el jueves pasado su sexto título de la temporada, el Mundial de Clubes.

“Volver así es algo positivo. Me da confianza para los próximos partidos”, dijo Flick, con la vista puesta en el partido del sábado en Fráncfort y en el partido de ida de los octavos de final de la Liga de Campeones en el campo del Lazio de Roma tres días después.

El técnico del club bávaro reconoció que debía y podía “vivir” con el empate, opinión compartida con el entrenador del Bielefeld, Uwe Neuhaus.

El partido fue una montaña rusa deportiva que, a causa de las circunstancias, se desarrolló ante las gradas vacías del Allianz Arena. La tensión del viaje a Catar y jugar cuatro partidos en muy poco tiempo fueron evidentes en los bávaros.

Las numerosas ausencias, desde Thomas Müller hasta Serge Gnabry, tuvieron consecuencias, y la recién estabilizada defensa volvió a mostrar las debilidades de los anteriores partidos.

A ello se sumó la meteorología: la nieve hizo que el terreno fuera muy resbaladizo. Así, el Bielefeld se adelantó 2-0 gracias al debutante en la Bundesliga Michel Vlap y el defensa Amos Pieper.

El terreno de juego fue despejado de nieve durante el descanso y se volvió a ver el verde del césped, lo que permitió mejorar el juego. “Cuando la nieve desapareció, se nos hizo difícil”, dijo el capitán del Bielefeld, Fabian Klos.

El Bayern se recuperó ofensivamente, e incluso supo sobreponerse al 3-1 anotado por Christian Gebauer inmediatamente después de que Robert Lewandowski marcara su gol número 25 de la temporada.

Leroy Sané lideró a su equipo, dando lugar a los goles de Corentin Tolisso y Alphonso Davies que subieron el marcador para el definitivo 3-3.

“Al fin y al cabo, son los ganadores del Mundial” de Clubes, comentó Klos sobre la remontada del Bayern. Su equipo estuvo muy cerca de inmortalizarse como “vencedor del campeón del mundo”.

“El transcurso del partido fue atractivo, 2-0, 3-1, se podía esperar más”, se lamentó Neuhaus.

En la clasificación, sin embargo, el Bielefeld es decimosexto empatado a puntos con el Hertha Berlin. El Bayern, que sigue en el primer puesto, redujo su ventaja sobre el Lepzig a cinco puntos.