Equipos de fitness gozan de alta demanda en Alemania durante pandemia

Una persona entrena en una bicicleta fija en su casa en Hannover, Alemania. Foto: Philipp von Ditfurth/dpa

Wiesbaden (Alemania), 19 ene (dpa) – La pandemia de coronavirus, que llevó al cierre de los gimnasios en Alemania, impulsó la demanda de equipos de fitness en casa y provocó un aumento en sus precios, informó hoy la Oficina Federal de Estadística (Destatis).

Según los datos de Destatis, el año pasado se incrementaron fuertemente los precios de bicicletas fijas, cintas de correr, pesas y otros productos similares, en un 7,9 por ciento con respecto al año anterior.

En comparación, el promedio de la tasa de inflación del año pasado fue de solamente el 0,5 por ciento.

Las autoridades en Wiesbaden detallaron que ya durante el primer confinamiento a comienzos de 2020, los equipos de fitness se habían encarecido notoriamente. Y que, tras un retroceso en los precios durante el verano europeo, la demanda volvió a incrementarse en el último mes del año.

En diciembre, los precios para equipos de fitness subieron alrededor de un 13 por ciento en comparación con el mismo mes del año enterior, a pesar de la reducción del impuesto al valor añadido (IVA), que estuvo en vigor hasta finales de año.

Los equipos de fitness para el hogar están de moda y representan una competencia para los gimnasios, que temen perder a sus clientes de cara a los cierres dispuestos por las autoridades.

La bicicleta fija, la cinta de correr, el cross trainer, el simulador de remo o el banco de musculación no pertenecían antes al equipamiento estándar de un hogar en Alemania, al menos hasta el brote de la pandemia de coronavirus.

De acuerdo con la estadística difundida hoy, en alrededor de un cuarto de los hogares (26 por ciento) había al menos uno de estos equipos de entrenamiento a comienzos de 2020. Según se indicó, estos tenían una mayor presencia entre propietarios y parejas sin hijos.